Dermatología clínica - Acné

El acné es una enfermedad que afecta las glándulas sebáceas, en la piel se encuentran los poros que son pequeños hoyos en la piel que se conectan por debajo de la piel. Estas glándulas producen un cebo que no es más que una sustancia grasosa. Estos poros son conectados a las glándulas a través del folículo y dentro de estos folículos el sebo transporta las células de la piel muerta a la superficie.

Un vello delgado también crece por debajo de la piel y pasa a través del folículo para llegar hasta la superficie y cuando se tapa un folículo se crea los granos y las espinillas.

El acné no es una amenaza grave para la salud, pero puede dejar cicatrices, la mayoría de los granos se desarrollan en la cara, cuello, espalda y pecho.

Tratamientos para el acné

El acné debe ser tratado por médicos dermatólogos especializados que atienden problemas de la piel. Con el tratamiento del acné se intenta:

  • Sanar las espinillas
  • Prevenir las cicatrices
  • Prevenir que se formen nuevas espinillas